18 horas récord con el Nuevo Focus ST volando de Londres a Nürburgring… ¡Y vuelta!

junio 8, 2015

El Nuevo Ford Focus ST ha superado una prueba de fuego para demostrar que es tan rápido como eficiente: ha realizado el recorrido de ida y vuelta entre Londres y el mítico circuito alemán de Nürburgring en apenas 18 horas. Os damos todos los detalles y os mostramos el vídeo que resume la hazaña.

Un verdadero aficionado del motor piensa en la pista de Nürburgring como la Meca del automovilismo en Europa, un lugar en el que al menos conducir una vez en la vida. Pero, ¿cómo realizar el viaje y no acabar gastando una cantidad extraordinaria de combustible? ¿Cómo conseguir incluso estar de vuelta en casa el mismo día? Con el nuevo Focus en su acabado ST nos propusimos realizar la prueba, recorriendo los aproximadamente 1.368 kilómetros de ida y vuelta entre Londres y Nürburgring. Y el resultado fue espectacular.

El encargado de asumir el reto fue un Focus ST co motor 2.0 TDCi de 185CV y un consumo medio homologado de 4,4 g/km de CO2, y fue capaz de sobreponerse a cuantos inconvenientes presentó la carretera. A pesar del tráfico de salida en la capital británica, en dos horas estábamos en Dover cogiendo un ferry destino a Francia. Más atascos intentaron complicar nuestro reto, pero después de atravesar Bélgica, Holanda y llegar a Alemania, nuestro ST aún tenía disponible casi dos terceras partes de su tanque de combustible. Y por fin llegamos a nuestro destino, el circuito de Nürburgring: una pista endiablada construida en 1925 con más de 70 curvas (muchas de ellas de casi nula visibilidad en la salida), que el tres veces campeón del mundo de Fórmula 1 Jackie Stewart bautizó como ‘El Infierno Verde’.

El encargado de manejar nuestro Focus para conseguir y demostrar el máximo rendimiento sobre la pista fue, ni más ni menos, que Paul Wijgaerts, un veterano del mundo del motor con más de 7.000 vueltas dadas a este recorrido de casi 21 kilómetros. Cuando Paul terminó de divertirse varios giros después, y habiendo superado en muchos tramos los 200km/h, en nuestro tanque de combustible quedaba menos de la mitad de su contenido original, pero toda la ilusión del mundo por volver a Londres y superar nuestro reto.

Sólo 18 horas después de haber iniciado esta arriesgada y divertida prueba estábamos de nuevo en el Tower Bridge de Londres con una sonrisa en la cara. ¿Quieres ver cómo lo conseguimos con tus propiosojos? Echa un vistazo al vídeo que acompaña este artículo.