¡Súper Seb consigue el sexto campeonato FIA World Rally!

noviembre 19, 2018

El equipo de M-Sport World Rally formado por Sébastien Ogier y Julien Ingrassia consiguió su sexta victoria consecutiva en el FIA World Rally para conductores y copilotos: llegando los primeros tras un emocionante último día en el Kennards Hire Rally en Australia.

El campeonato de este año ha sido el más emocionante en mucho tiempo: Ogier, Ingrassia y Ford M-Sport han hecho de este algo especial otra vez. Velocidad, determinación y un espíritu de equipo digno de mención han contribuido para dar espectáculo y lograr la victoria.

Para el el director del equipo, Malcolm Wilson “ha sido un día muy emocionante y puedo deciros que este campeonato significa mucho para mí. Hace dos meses no pintaba muy bien pero con Sébastien y Julen en el equipo sabes que todo es posible. La manera en la que han luchado en las últimas tres carreras ha sido increíble y estoy muy orgulloso de todo lo que hemos conseguido juntos”. Por su parte, el director global de Ford Performance Motorsport, Mark Rushbrook, quiso dar una “enorme enhorabuena a Sébastien y a Julien por su destacable sexto titulo del campeonato FIA World Rally. Este logro ha sido resultado de un esfuerzo de equipo admirable durante toda la temporada y todos en M-sport y Ford deberían estar tremendamente orgullosos.”

 

Un número para la historia

Sébastien Ogier y Julien Ingrassia llegaron al último día de competición sabiendo que el seis era un número mágico: un sexto puesto era lo único que necesitaban para reclamar su sexta victoria consecutiva en FIA World Rally. Haciendo lo que fuera necesario en una sensacional lucha hasta el final, la presión descansaba en los rivales de Ogier y uno por uno, Thierry Neuville y Ott Tänak tuvieron problemas. Todos lucharon admirablemente, negándose a abandonar la carrera a pesar de las malas condiciones.

Esto solo significaba una cosa: Ogier e Ingrassia lo habían logrado. Defendieron la corona que se habían obtenido en el Ford Fiesta WRC 12 meses antes. El resultado fue la manera perfecta de despedirse de su equipo después de dos años muy especiales juntos. Sébastien quiso remarcar que “ha sido una temporada increíble y la lucha muy reñida. No hace mucho tiempo pensábamos que iba a ser muy difícil ganar el titulo otra vez, pero nunca nos rendimos. Hemos dado todo lo que teníamos y contamos con un equipo extraordinario. Estoy muy orgulloso de todos ellos y por supuesto quiero felicitar a Malcolm por un excelente trabajo. Lo que hemos logrado en estos dos años ha sido muy especial, estoy muy orgulloso”. A su vez, su copiloto Julien Ingrassia estaba emocionado porque “Hemos recorrido un camino bonito con M-Sport en estos dos años, y todo lo que hemos conseguido, lo hemos conseguido juntos. Queríamos acabar de una manera especial nuestro tiempo con Malcolm y el equipo, y es lo que hemos hecho”.

 

No hay equipo mejor

El resto de los pilotos M-Sport no se quedó atrás: Elfyn Evans y Daniel Barritt han acabado sextos en el Rally Australia, destacando por su inmejorable trabajo en equipo siendo anunciados como los compañeros de equipo del año. Además, era la primera vez que Teemu Suninen y Mikko Markkula corrían en Australia, pero ayudaron a su equipo dejando escapar por 0,1 segundos una victoria de etapa para que Ogier tuviera una posición más ventajosa. Tanto Evans y Barritt como Suninen y Markkula no dudaron en afirmar lo orgullosos que están de su equipo y de Sébastien y Julen en esta importante victoria.

FORD_NUEVO-FIESTA