El estilo de vida Vignale se muestra en Casa Decor

mayo 22, 2015

Una experiencia gastronómica premium con el chef Ricard Camarena, o un workshop con Mario Vaquerizo charlando sobre la sensación del lujo han sido las plataformas elegidas por Ford en Casa Decor para llenar de contenido y glamour su experiencia Vignale. Os mostramos cómo se han desarrollado estos encuentros en torno a la berlina de más alta calidad fabricada en la historia de España: el Nuevo Ford Mondeo Vignale.

Y es que, como os venimos contando en el último mes, el espacio Vignale diseñado por Héctor Ruíz-Velázquez en esta edición 2015 de Casa Decor está llenando de modernidad y cultura su llamativa ubicación en el madrileño barrio de Malasaña.

Ricard Camarena, gastronomía con diseño de vanguardia

Con una Estrella Michelín y tres Soles Repsol entre sus muchos reconocimientos, el chef Ricard Camarena forma parte de la envidiada punta de la lanza de la alta gastronomía española. El cocinero valenciano se siente muy cómodo vinculándose al sello Vignale, del que ha destacado características comunes con su trabajo en los fogones como son la contemporaneidad, la vanguardia y la investigación con nuevas tecnologías. Camarena destacó que, al igual que ocurre con los materiales de este vehículo de altas prestaciones, son fundamentales la materia prima y el servicio en cualquier restaurante, porque “el objetivo final es que los clientes que nos visitan vivan una experiencia completa. Por ese motivo es tan importante el producto y su sabor, como el trato exquisito con el cliente, cuidando el detalle al máximo”.

 

 

Mario Vaquerizo, las claves del lujo al alcance de todos

Las diferentes ideas que se nos pueden ocurrir para democratizar el lujo estuvieron presentes en el particular y ameno workshop de Mario Vaquerizo en Casa Decor. Para el polifacético trabajo diario que realiza una celebrity como Mario, el Nuevo Ford Mondeo Vignale se presenta como el vehículo perfecto.

Vaquerizo destacó a esta berlina como un diseño que ofrece una sensación única y exclusiva del viaje y la conducción. También aprovechó para afirmar que “el lujo no es tener dinero, sino ser uno mismo y tener gusto. En mi casa conviven piezas de Mark Ryden y cuadros de caballos de Carla Duval. Una obra de Jeff Koons y un cigarrillo que me fumé con AnaTorroja. En la variedad está el lujo”.