Ford Ecoboost 1.0 es el Mejor Motor Internacional de su categoría por cuarto año consecutivo

junio 22, 2015

No es sólo un gran avance de ingeniería y tecnología, el Ford Ecoboost 1.0 es un pequeño gran corazón que se ha ganado el cariño y el respeto de los analistas, la prensa y, por supuesto, los conductores. Queda demostrado con ocho grandes premios en su categoría, incluyendo de manera consecutiva lo cuatro últimos galardones de Mejor Motor Internacional en la categoría de menos de 1 litro.

En la edición de 2015 de los ‘International Engine of the Year se ha destacado “su facilidad de conducción, rendimiento, economía de combustible y tecnología”. Así lo ha afirmado un jurado integrado por 87 periodistas de gran prestigio que representaban a 35 países. Todo esto ha ocurrido después de que en 2012 Ecoboost iniciase su exitoso camino con el premio al ‘Mejor Nuevo Motor’, o que en la edición del año pasado «abusase» de sus rivales con un record desconocido hasta la fecha: fue el primero en conseguir el galardón absoluto de Motor Internacional del Año por tercera vez consecutiva, algo no logrado hasta el momento. Ahora ha llegado su cuarto ‘Oscar del Motor’, una hazaña que se postula como muy difícil de conseguir.

Hasta diez modelos Ford en Europa cuenta con este propulsor en su oferta, y uno de cada cinco vehículos de la compañía que se han vendido en el continente en 2014 lo equipaban. Dean Slavnich, copresidente de la 17ª edición de los premios ‘Motor Internacional del Año’ que se celebraron en Stuttgart, y editor de la revista Engine Technology International, afirma de forma contundente que “el EcoBoost 1.0 litros sigue siendo uno de los mejores ejemplos de reducción de tamaño de un motor, demuestra que sigue habiendo margen de mejora para el motor de combustión interna”.

EcoBoost1

Mejorando lo que parece inmejorable

Ecoboost es la denominación que reciben los motores gasolina de nueva generación. Cuenta con una tecnología joven pero de sobrada experiencia, no en vano cuenta con el respaldo de una marca con más de un siglo de historia.

A esta familia de propulsores pertenece los nuevo V6 que montan los modelos más deportivos de la firma, entre ellos el nuevo 3.5 que moverá al nuevo Ford GT en su regreso a las 24 horas de Le Mans el próximo año.

Ecoboost también es un motor cargado de futuro: Ford, en colaboración con Schaeffler Group, está trabajando para incorporar opciones que permitirán desactivar cilindros cuando las condiciones de carga y marcha no exijan demasiado empuje. Estas nuevas opciones podrán minimizar el ruido, hacer más cómoda la conducción y continuar con la senda de la reducción de consumos.

Para Joe Bakaj, vicepresidente de Desarrollo de Producto de Ford Europa, “el espíritu de la innovación que nos ayudó a crear este motor sigue intacto. EcoBoost 1.0 litros ha cambiado el estatus de los motores de gasolina de pequeño tamaño y estamos orgullosos de que siga siendo el mejor en su segmento pese a que cada vez cuenta con más competencia”.